martes, 29 de marzo de 2011

pensamiento de escritor 13

Estoy cabreado. Muy cabreado con todo en general y espero que las preguntas que se me hagan sean las adecuadas. Mi cabreo es por lo que podeis leer antes o despues de esta entrada. La que se titula venganza . Estoy enfadado con la maldita sociedad, con la ceguera de la gente a la hora de atender los asuntos que competen primeramente a la sociedad, y es la sociedad misma, la mejora del individuo por los métodos que sean y no crear ni una generación elitista que se crea el amo del mundo ni una generación de neandertales o de jóvenes llenos de miedos al error y a los adultos o superiores a su condición.

En la sociedad perfecta cada individuo cumple un papel y tiene unos valores humanos que sencillamente son los básicos para coexistir. Es una mezcla de empatía y de valores eficientes y deberes que se desean cumplir. en la sociedad perfecta quizás no todos se llevan bien con todos (algo que sería lo ideal) pero al menos las cosas como palizas a los que son diferentes, la discriminación, el racismo y todo lo demás está apartado a un lado. No voy a pedir una sociedad de seres perfectos que sencillamente sean como máquinas pero si que pido una sociedad en donde el potencial humano sea explotado al máximo por aquellos que sientan interés en ello. Que si un chaval sobresale por tocar el piano no lo tachen de gay o marica. Que si una chica sencillamente es buena haciendo cosas como por ejemplo natación o alterofilia no se la tache de marimacho. Yo he visto y vivido muchas cosas que sencillamente debieron dejar de existir hace mucho tiempo pero parece ser que la cegguera de la sociedad nos obliga a evolucionar. pues bien aquí está mi modelo de sociedad.

1.- Todo individuo tendrá potencial y este potencial será explotado sin ningún tipo de barrera mas que la recogida en la ley
2.- Todo individuo es libre de hacer lo que guste, se respetarán sus deseos de mejorar lo que deba mejorar o lo que el propio individuo decida mejorar.
3.- La cooperación entre los individuos de esta sociedad debe de ser siempre opcional y beneficiosa para la sociedad
4.- El deseo de ser ayudado o no serlo podrá y deberá ser respetado.
5.- Todo individuo que perjudique a otros ya sea por erigirse en superior del afectado o sencillamente por una carencia de su inteligencia emocional deberá ser ejecutado.
6.- El respeto a la naturaleza será máximo en todo lo que respecta a su utilización y búsqueda de sus inmensos beneficios. Toda criatura o ser ya sea animal o vegetal deberá ser respetado y se les aplicará todas las leyes de protección de especies recogidas en los correspondientes tratados y convenios relativos al tratado de especial animales y vegetales del planeta.

venganza

El ángel se posó en la cornisa del edificio mas alto de toda la ciudad y miró lo que la sociedad estaba llevando a cabo bajo sus pies. Con toda la sorpresa del mundo solamente encontraba motivos para echar a volar y ni volver nunca mas a ese sitio lleno no solo de pecado sino de ese tipo de cosas que la gente hace sencillamente para salir del paso. El pasotismo inunda las calles y nadie hace nada por arreglarlo. Con la sencilla imagen de un niño llorando en medio de la calle y todo el mundo ignorándolo ya se dice todo de lo que rige a la sociedad. En un pequeño alarde de valentía se decidió a volar por los alrededores  ver que se encontraba y lo que se encontraba entre esas gentes era tan malo como muchos pecados. 


En una calle abarrotada lo que veía era a un grupo de chicas que miraban de reojo a un joven no muy agraciado y que se encontraba todo entretenido en la utilización de lo que parecía uno de esos entretenimientos electrónicos que tanto abundan entre las personas de edades comprendidas entre los 6 y los 25 años. Las chicas cuchicheaban y reían de forma escandalosa mientras el chico era perfectamente consciente de las burlas que llegaban a los oídos de el y lo comentarios hirientes de toda índole. Al minuto el ángel hervía de ira y necesitaba desahogar su frustración con esas criaturas que no tenían idea de toda la bondad que irradiaba el pobre chaval. Al rato se acercó un grupo de jóvenes que exhibiendo una falta total de personalidad vestían de la misma forma a la moda juvenil y callejera de los tiempos que corren y se pusieron a hablar con las chicas sin dejar de mirar el otro joven que se encontraba de lo mas distraído o eso intentaba. 


Por desgracia lo que el ángel vio fue lo que culminaría el día y su registro a mano en una pequeña lista de todas las injusticias del mundo . Uno de los chavales se acercó al joven que portaba el aparato electrónico y le pregunto que como se llamaba. Este educadamente respondió y hubo las primeras risas. Si bien el nombre del joven no era nada del otro mundo. A continuación los demás se acercaron y rodearon al chaval al que le dirigían miradas burlonas y llenas de malas ideas. El joven que le preguntó el nombre a continuación afirmó que ese chaval y el eran ahora amigos, lo que suscitó mas risas entre los chicos y las chicas que se habían acercado ahora para disfrutar el espectáculo. El chico de la maquina se quedó callado y sencillamente se dedicó a jugar como bien le gustaba desde siempre. 


El primer golpe le cayó de sorpresa al igual que los siguientes y entonces es cuando uno de los chavales sacó el móvil y se dedicó a grabarlo todo entre las risas de ellos. Con el continuo llover de los golpes las chicas no paraban de reír y de animar a los chavales que se unían los unos con los otros para participar en el macabro espectáculo, un ritual que regía a las sociedad joven de hoy. La máquina yacía ahí, rota al lado de su roto dueño, víctima al igual que su propietario de los golpes que este había sufrido. La oscuridad se hizo para ambos. 


Presenciando la escena, condenado a una presencia pasiva que sencillamente lo reconcomía por dentro, se hallaba el ángel mirando todo con lágrimas de sangre en los ojos sintiendo tal ira por dentro deseando ser corpóreo y emprenderla a golpes con los jóvenes, que ellos también sintieran la humillación de lo que corresponde. El ángel aunque no fue oído les dijo a cada uno mientras marchaban. 


-Pagareis malditos perros de la sociedad, pagareis vosotros y vuestros dueños, que os azuzan.-Dicho esto miró al chico tendido en el suelo, inconsciente. 


El chico se levantó al rato con la cara y el cuerpo lleno de golpes y miró su máquina. Iba a alcanzar el record y por culpa de esos chicos ya no lo alcanzaría nunca mas. El sencillamente estaba acostumbrado a ello. De su reloj surgió un sonido: la alarma que lo avisaba de que era la hora de ir al lugar indicado. A la plaza en la que el comité lo había citado para ser uno de los pocos elegidos para estudiar en un futuro en la universidad e mas prestigiosa del país. 


Finalizada la reunión y tras contestar a un par de preguntas sobre su moratones y demás se encaminaría seguido de todo el poder ejecutivo de la universidad a poner una denuncia. Una denuncia que sería el inicio de la escalada de poder de ese chico.


El poder del estudio

lunes, 28 de marzo de 2011

Apoyo mutuo

Camaradas, el mundo y la creadora de todas nuestras vidas necesita la ayuda de nuestras manos para que todas unidas sean mas que suficientes en la lucha contra el egoísmo y las razas malignas que amenazan con ser la supresión y el exterminio de todo rastro de inteligencia humana. Con todo tengo la fe en que a nuestro lado, nuestra madre de todos nosotros envíe todo un ejercito de criaturas de los cielos, de la tierra y del mar que ayuden a nuestra empresa a salir adelante. Saldremos victoriosos mientras poco a poco nuestros territorios y nuestras tecnologías crecen en poder y magnitud. Lo que pretendo con esto es que nos unamos naturaleza e inteligencia humana para poder crear un mundo conjunto que haga salir adelante toda esta maldición que cargamos sobre nuestras espaldas desde hace milenios. No mas ríos de azufre en donde los demonios lancen a nuestros hijos delante de nuestras narices para arrancarnos hasta el ultimo trozo de agonía. Veo el cielo azul y un mundo de paz donde todas las voces cantarán al son de la música que los pájaros dicten a nuestros hábiles poetas y músicos. Por las noches que las lechuzas velen el sueño que merecidamente nos hemos ganado con la lucha constante por la paz de la humanidad y el equilibrio con la naturaleza. Mis queridos camaradas que estáis en plena lucha contra el imperialismo capitalista, hablad con esos lideres de gran poder, y os digo de nuevo que solamente habléis, que la Madre Gaia le de a vuestra lengua la fluidez y la fuerza con la que los ríos recorren el mundo para que vuestras palabras lleguen rápidas como el viento y a su entendimiento y así podamos facilitar un mejor progreso de nuestra empresa, que es la de salvar el mundo y ponerlo en mejores manos. Nuestra fe le dará a nuestras acciones la determinación y el objetivo de la mejora para que así nuestros esfuerzos solamente se vena empujados a un mañana mucho mas prometedor y que los animales y el hombre seamos hermanos de sangre y de raza, compañeros insaciables contra todo aquello que quiera afectar al equilibrio contra la comunidad híbrida entre humanos y seres naturales. Así es como obtendremos una felicidad con la cual las siguientes generaciones podrán contar. Espero que mis palabras os hagan lanzaros a la acción de proteger a la madre que nos dio la vida en su momento. 


Desde aquí quiero pedir a todos los seres creados por la naturaleza, con independencia de posesión de pelaje, escamas o plumas, que perdone todas las crueles acciones que otros han logrado llevar a cabo sobre sus posesiones naturales. Espero que sepan perdonar y que entiendan que deseamos ayudarles a ellos y a nosotros mismos para que en el futuro halla muchos mejores avances a lo largo de la historia venidera con la que poder unirnos comúnmente y aprender los unos de los otros. Les mando desde aquí un mensaje lleno de paz con el que podamos llevar a cabo una coexistencia en la que seamos felices, alcancemos una felicidad plena de toda nuestra razón


Que Gaia nos ampare 

Si...

Nota del Autor de esta entrada:

El poema a continuación expuesto no es mio, ya que no está en mi mano crear cosas que vigoricen tanto el alma como lo hace esta composición de Rudyard Kipling, aun con todo espero que les guste y llene de ansias de vida sus corazones.


Si puedes mantener en su lugar tu cabeza cuando todos a tu alrededor,
han perdido la suya y te culpan de ello.

Si crees en ti mismo cuando todo el mundo duda de ti,
pero también dejas lugar a sus dudas.

Si puedes esperar y no cansarte de la espera;
o si, siendo engañado, no respondes con engaños,
o si, siendo odiado, no te domina el odio
Y aún así no pareces demasiado bueno o demasiado sabio.

Si puedes soñar y no hacer de los sueños tu amo;
Si puedes pensar y no hacer de tus pensamientos tu único objetivo.
Si puedes conocer al triunfo y la derrota,
y tratar de la misma manera a esos dos impostores.
Si puedes soportar oír toda la verdad que has dicho,
tergiversada por malhechores para engañar a los necios.
O ver cómo se rompe todo lo que has creado en tu vida,
y agacharte para reconstruírlo con herramientas maltrechas.

Si puedes amontonar todo lo que has ganado
y arriesgarlo todo a un sólo lanzamiento ;
y perderlo, y empezar de nuevo desde el principio
y no decir ni una palabra sobre tu pérdida.
Si puedes forzar tu corazón y tus nervios y tus tendones,
para seguir adelante mucho después de haber perdido,
y resistir cuando no haya nada en ti
salvo la voluntad que te dice: "Resiste!".

Si puedes hablar a las masas y conservar tu virtud.
o caminar junto a reyes, y no perder el distanciar de los demás.
Si ni amigos ni enemigos pueden herirte.
Si todos cuentan contigo, pero ninguno demasiado.
Si puedes llenar ese minuto,
con sesenta segundos que valieron la pena recorrer...

Todo lo que hay sobre La Tierra será tuyo,

y lo que es más: serás un hombre, hijo mío.

sábado, 26 de marzo de 2011

cooperación

Un guerrero caminaba por la ladera de una montaña y se encontró a un lobo atrapado en la trampa de unos cazadores. Este guerrero, a pesar de su falta de piedad con los que eran de su raza, decidió liberar al lobo pues el si encarnaba buenos valores para los de su pueblo y se dedicó en los días siguientes a cuidar a ese inesperado compañero que por lo visto el destino había puesto en su camino. Para ambos era curioso mirarse a los ojos el uno al otro y eso era extraño. El lobo se mostraba impaciente pero el guerrero le recordaba que si no tenía la paciencia del cazador entonces quizás no lograra curarse. 


-Soy un ser libre maldición, mi ansia de libertad superará a mis dolencias y verás que puedo correr con toda la fuerza de mis patas allá por donde quiero que yo pase.-Y se trató de levantar pero el lobo no pudo a lo que el cazador dijo con toda la tristeza del mundo


-¿Como es que perdiste toda esa capacidad de espera que los lobos tienen a la hora de cazar a su presas en los bosques profundos que la madre Gaia ha creado para ellos?-Y sin poderlos remediar el guerrero se quedó con él esperando a que la pata se le curara.-debes esperar lo que sea necesario y verás que con el tiempo podrás ser tan libre como gustes.-y dicho esto los compañeros se pasaron los turnos de vigilancia. 


Con el paso de los meses la pata del lobo se curó poco a poco y este contento salió a correr para perderse no sin antes decirle al hombre que estaba en deuda con él y que algún día sus caminos se encontrarían para que nada le sucediera en las desventuras de la vida. El guerrero le dio las gracias al lobo por la futura ayuda y entonces sus caminos se separaron. El guerrero fue tratando de librar sus batallas y poco a poco cuando se unió a un ejercito que partía a la batalla recordó a su amigo el lobo, que seguramente lejos de ahí anduviera corriendo en libertad con alguna manada. No había tanta diferencia entre los lobos y el hombres. 


Los capitanes de su ejército en el que estaba enrolado el hombre por lo visto no tenían idea de que al otro lado de la ladera los esperaba un ejército que un dios malvado personalmente había entrenado y cuando se encontraron lo que debían enfrentar el miedo se instaló en los corazones de los soldados. Los demonios que había en frente inspiraban el mas profundo terror y causaban todo tipo de efectos devastadores en los alrededores y por el terreno que pisaran dejando un rastro de oscuridad y destrucción permanente a su paso.  El soldado pensó que ese día moriría pero se concentró en pensar y pensar como derrotarlos. Los que eran sus superiores eran unos incompetentes así que sencillamente se internó en el bosque y llamó por su amigo lobo que no acudió a su llamada. Desesperanzado se dispuso a irse pero un búho dijo desde una rama. 


-Tu amigo lobo está ocupado buen guerrero. Yo he sido enviado para a tender tus peticiones de lo que desees. Soy un ser sabio que la madre Gaia y tu amigo han mandado para poder ayudarte. ¿que problema se te plantea?.-dijo con toda la tranquilidad. 


-Soy un guerrero que tiene gran fuerza y amor por todo lo que me rodea. Tengo una familia a la que adoro por encima de todo y por la cual temo que caiga en las garras de todos esos demonios. Y se que nuestras armas convencionales no servirán pues es inmenso el poder que poseen- El guerrero claramente estaba bastante preocupado porque no sabía que hacer. Y el búho contestó:


-Por eso tu amigo lobo no ha venido pero ten fe de que venga y entonces ganarás. 


El guerrero se fue de ese bosque desconcertado mientras los demonios se arremolinaban alrededor de todo el ejercito que iban a destrozar y a convertir a sus causas llenas de oscuridad. Los soldados que estaban en su regimiento le acosaban a preguntas de que había hecho o si se le ocurría algo a alguien. Y la batalla empezó. 


Con la primera hondonada de flechas los arqueros no lograban nada ya que los escudos de los guerreros demoníacos eran enormes y mágicamente paraban cualquier saeta que se les acercara al dueño. Los demonios avanzaban arrasándolo todo a su paso mientras los caballeros en sus monturas dignas de novela y amplia descripción no se atrevían a dar un paso adelante a pesar de toda su impecable hoja de servicios. Con todo el miedo en sus corazones solo uno permanecía de pie y andaba en la retaguardia porque ahí lo habían destinado. Los miedos se avecinaban sobre ellos y les dedicó una mirada antes de apartar a todos sus compañeros a empujones y ponerse en la primera fila. Gritó con toda su fuerza.


-Camaradas, lancémonos al ataque a una muerte que quizás llegue o no pero que sepan esos demonios quienes fueron la pesadilla de sus propias pesadillas, haremos que nuestros rugidos de ira y de venganza se escuchen en los mismos cimientos de la tierra que pisamos, que los dioses sepan de la valentía de los guerreros que crearon en su momento para llenar de diversión sus juegos. Vamos a morir esta noche pero moriremos como valientes y honremos a todos los antepasados que ha muerto por darnos la vida que tenemos. Seamos fuertes y valientes que nuestros dioses, que la madre Gaia y que el destino nos de la fuerza suficiente para plantar cara a esos miserables enviados del mal a lo que venceremos sin remedio de que caiga en nosotros alguna gota de miedo.-y dicho esto se lanzó al ataque con toda su ansia de que le siguieran, cosa que el resto de hombres hicieron 


Y entonces de la nada los aullidos llenaron el cielo y los pájaros desde el cielo se lanzaron contra los demonios y picotearon sus ojos dejándolos ciegos y los lobos salieron de entre los bosques dejando toda una marca en los cuerpos de los demonios. El lobo que había sido ayudado por el guerrero se situó a su lado y pelearon lomo con codo mientras los demonios se abalanzaban sobre ellos. Los aullidos salían de todas partes y de esos aullidos salían mas animales que dispuestos al combate plantaron cara en nombre de la naturaleza para combatir el mal que amenazaban con quitarles sus hogares, logrando con la ayuda de los hombres una victoria aplastantes

viernes, 25 de marzo de 2011

La danza de Gaia

Una oleada de vida crecía por donde pasaba el hada, dejando ver toda la maravilla que se ocultaba debajo del suelo, de ese suelo que estaba carente de los detalles que las bellas flores que ella creaba si tenían, y es que nadie como ella para darle la vida al mundo, un ser puro de ideas claras y que no dudaba a la hora de avanzar entre los escarpados bordes del mundo o los afilado acantilados dejando a su paso la vida vegetal mas rica del mundo. nada podía frenar a esa bella bailarina que estaba mas que exultante de poder bailar por el mundo entero, plantando una semilla y balando a su alrededor o dejándola caer en medio de alguna parte y bailando por todo el lugar hasta que esta o estas florecieran. 


Los sauces y los chopos se levantaban con toda su sabia estampa a la espera de la visita de los druidas que requirieran de los servicios de sus milenarias ramas. los cerezos estaban dispuestos para las fiestas de los hermanos del oriente, que comían sus extraños manjares de pescado apenas cocinado por no decirse crudo a la sombra de estos bellos árboles. Los eucaliptos se dispersaron entre los hermanos y los primos por el mundo entero dejando a su vera un montón de semillas duras como balas de cañón de juguete, semillas que no dan fruto o quizás quien sabe eso solamente el tiempo lo podría determinar ante los ojos de la bailarina. Las acacias se expandían por las tierras mas cálidas unas muy alejadas de otras en búsqueda de una soledad que solamente se viera interrumpida por los solitarios arbustos que tenían la suerte de crecer ahí. Los naranjos y los manzanos se dedicaban a crecer por todas las zonas cercana s a los ríos que las hadas del agua mantenían a salvo. Las plantas acuáticas no se quedaban atrás y por tanto las algas y todas sus derivaciones poblaron los mares y los océanos junto a  lagos y ríos en busca de un sitio con nutrientes y oxígeno. 


Junto a todas estas bellas creaciones y muchas mas que tardarían decenios en aparecer por esta historia de lo larga que sería la lista se le unieron las rosas, margaritas, tulipanes negros y rojos. Cada una simbolizando una cosa y uniéndose con su esencia a los bailes de al bailarina que regalaba la vida a todo el territorio por el que pasaba, dejando los aromas que después serían motivos de poesías y de guerras para muchos hombres y mujeres sobre ese bello mundo que estaba siendo creado. El bog, símbolo del estoicismo, le prestó la fortaleza y el ébano le dio su calidad de resistencia a la bailarina que incansablemente dejaba tras de si batallones de flores que podían ser la poesía de todo romántico que les diera la visión adecuada a sus formas tan perfectas en cada pétalo. Las rosas dieron protección al hada bailarina de los fuertes vientos, hiriendo con sus espinas a todo mal que le quisiera causar algún mal en este mundo. Los girasoles le dieron siempre una orientación adecuada para que los pasos d ella siempre hicieran referencia al dios sol. Las hojas de los árboles le hicieron un vestido nuevo cada día mientras su danza llenaba de vida vegetal el mundo. Muchos mas regalos le hizo la naturaleza al hada pero de tantos que son tendría que estar escribiéndolos por una vida entera pues son muchas las especies distintas de vegetales del mundo y cada una le hizo un regalo. 


Un día la bailarina se decidió a darse un descanso pero nada mas le apetecía que un panal de miel que se había aparecido mágicamente delante de ella en lo alto de una rama. Ella tenia control sobre la naturaleza pero no sobre lo animal por lo que sabia que si agarraba ese panal las abejas dentro del panal le picarían por lo que estuvo mirando ahí el panal un buen rato pensando en que hacer y nada le dejaba pensar con claridad pues tenía mucha hambre. Entonces un lobo se le acercó y se quedó mirando el panal mientras se sentaba al lado de la bailarina que también era un hada de la naturaleza. El lobo le dijo sencillamente:


-Quieres ese panal pero se que si lo agarras te vas a quedar un tanto herida por los picotazos de las abejas y las frutas de los árboles no son mas que simples capullos de sabor demasiado fuerte para un paladar tan refinado como el tuyo. Y no me mires así pues sé cuan refinada eres, llevo mirando todo tu trabajo y ciertamente me sorprende la belleza que despliegas con tus danzas, algunas de ellas me han hecho sentir cosas...extrañas. -se acercó un poco mas a ella y ella retrocedió un paso antes de quedarse en el puesto donde se había quedado anteriormente mirando al panal y las tripas del hada rugieron avisando que tenía hambre.-Se me ocurre que tu me dejas unos cuantos árboles para que mis criaturas, todos los animales del mundo, coman y crezcan y estos puedan ser comidos por los que solo tomen la carne de otros, y entonces tomaré ese panal por ti y te lo entregaré. las abejas no me harán nada ya que mi pelaje es muy grueso. 


El hada lo pensó y tras un instante aceptó con la condición de que los animales que comieran de sus árboles no destrozaran mas que un par de ramas únicamente para extraer el alimento justo con el que podrían sobrevivir en los inviernos y que ambos se respetarían mutuamente. Esto fue rápidamente aceptado por el lobo que de un salto agarró el panal y las abejas se lanzaron contra el y lo picaron por todas partes pero no daban atravesado el pelaje tan resistente del lobo. 


Esto asombró a la bailarina y se decidió a acariciarlo, quedando automáticamente y sin remedio enamorada del lobo. 


Un final extraño ¿verdad?

El siervo rebelde

La luna saludaba a sus servidores mas fieles que se inclinaban ante ella mientras paseaba por el firmamento haciendo la habitual revisión de tropas para cuando la batalla se presentara. Todos los que juraban lealtad a la noche estaban presentes, pero entre las innumerables filas de seres consagrados a la noche mas oscura había un hueco y la luna en seguida mandó buscar al desertor. los lobos echaron a correr mientras los búhos y las lechuzas se ponían a volar para que sus agudos ojos les diera a entender en donde se hallaba ese traidor que no tenía respeto alguno por la reina de la noche y la diosa que imperaba en toda oscuridad y mal. Los animales de las aguas despertaban para peina mares y ríos en busca de ese ser que se había atrevido a desafiar las leyes y las órdenes de su ama suprema y al que le debían dar castigo. Con toda la ira la luna vertió su luz sobre el mundo y lo convirtió todo en una pálida semblanza en la que crecían frutos y demás cosas que no vienen a cuento describir por el momento aunque alguna tendrá relevancia en el futuro. 


La luz de la luna encontró al que faltaba entre las filas de la reina de la noche y la oscuridad. El hombre se quedó encogido de miedo solamente unos instantes  miró a su reina ante la cual se inclinó y con la cual estableció el dialogo y la disputa de su libertad. La luna estaba desconcertada pues ella era la mas bella de todas las mujeres y nadie podía rivalizar con ella. Él respondió:


-Sois la mas bella de las damas de la noche, pero yo estoy enamorado de una dama que es la mas bella de la noche y el día y a la que puedo acariciar en todo momento cuando ella me lo concede entre las bellas y delicadas risas que otorga a mis oídos.- Esto fue dicho con toda la firmeza que quepa decir por parte de un hombre que se enfrenta a un gran poder y tiene el corazón lleno de fe pero sobretodo de amor.- No la voy a abandonar por la señora fría y blanca que es usted luna de los amores y de los amantes secretos porque yo no voy a ocultar que amo a esa dama mas bella que la noche y el día juntos.-Y ahí el comenzó a huir a lo mas lejano del horizonte en donde la luz no pudiera encontrarlo.


Y pasó el tiempo y la luna lanzó todos sus rayos de luz quedando a un mas pálida pues sus fuerzas menguaron claramente pero la luz iluminó algo digno de describir con muchos detalles y revelar un par de sorpresas. 


La luz dio de lleno en donde el desertor se hallaba y él estaba ahí tumbado de costado contemplando el rostro de la dama mas bella que halla dado la creación humana. El hombre que tenía dos alas con las cuales a veces volaba hasta el regazo de la madre Gaia, la madre que le había dado la vida y la capacidad de volar en todo momento. Con los ojo totalmente abiertos y despiertos, mostrando esa chispa de astucia digna de aquellos que nacían bajo el símbolo de la mujer y eran astutos de por sí, miraba a la dama que tenía delante de él y se encontraba también acostada en frente y de costado a él. Le estaba acariciando el rostro lentamente mirándolo en todo momento mientras los animales se concentraban a su alrededor y sencillamente observaban. la luna miraba atentamente como esas dos criaturas que habían sido concebidas para estar juntas se amaban en silencio. Ellos solamente veían los ojos del que tenían en frente y parecía que de ahí no pensaban separarse ni moverse. Los animales de la noche sencillamente les dieron cobijo con plumas y pelaje para que la luna no se celara de ellos y les pudiera dar algo de intimidad a lo que desearan hacer para ellos solos, con total dedicación y entre del uno a la otra y viceversa. 


Con delicadeza, él tomó un rayo de la plata fina de la luna y forjó con la ayuda del dios del fuego un peine de plata que el regaló a la dama mas bella que el día y la noche. Esta a cambio lo recompensó con un baile que se ganó el amor de todos los seres de la noche y así la Luna perdió su reino de sombras pues ahí por donde pasaba la dama danzarina, la felicidad que a su alrededor se posaba, dejaba a su paso una luz mágica que no podía ser contrarrestada con nada en este mundo habido y por haber con toda la imaginación posible. 
Los lobos aullaban de felicidad y las aves emprendían el vuelo para poder contemplar en toda su magnifica estampa a esa preciosa mujer que hacía muy buena pareja con el ser alado. 


Y ambos volaron a los reinos de la paz y el amor en medio de todo un revoloteo de pasos y alas que se mezclaban los unos con los otros en bellas demostraciones de baile, amor y dedicación eterna por cuidar el alma del otro.



jueves, 24 de marzo de 2011

Partiendo al combate

Las hordas de diablos estaban ya a las puertas del castillo y todos los hombres ahí confinados tenían la formación e información precisa para hacerles ver quienes mandaban y quienes no iban a desaparecer en la oscuridad o en medio de una montaña dejada de la mano de unos dioses en cuyas guerras los sacerdotes de las iglesias los había metido. El comandante le dio las órdenes al batallón que formó en postura de firmes. 


Y miles de picas, espadas y arcos con algún que otro arcabuz se enderezaron esperando las órdenes de que las cosas se empezaran a mover y las armaduras lanzaran un tintineo al aire en medio de toda la marcha de la furia hacia el enemigo. los ojos se posaron en ese solitario hombre de mirada astuta y sonrisa entre irónica y maníaca que los observaba. Era de cabello largo y la verdad se le notaba poco el aspecto de ser todo un soldado hecho y derecho pero nadie le contradecía su especial sexto sentido: el sentido común y las observaciones tan agudas que aveces hacía de cara a las estrategías que debían seguirse para una buena victoria. 


-Vaya vaya, así que ahora tenemos a miles de demonios ahí fuera y por lo vistos me encuentro a una panda de gallinas que no esperan mas que la orden de un superior que dará una jugada de maestro de ajedrez y les guiará sin una sola muerte o baja amiga a la victoria.para eso se nos entrena en la escuela de oficiales maldita sea pero lo que no nos dicen es que mier... que diablos hacer contra hordas y mas hordas de demonios a las puertas de al fortaleza. Pues bien de toda la vida se ha hecho ante situaciones como esta el tener un recuerdo feliz en la mente: el niño y la mujer que nos esperan en casa, las cervezas con ls amigos y las anécdotas que contarnos unos a otros con el paso del tiempo o lo que sea, hasta puede que algunos de ustedes hallan sido metidos en esta empresa por demostrar que son algo mas que poetas frustrados en busca de emociones fuertes: porque hoy las van a tener. Por favor sencillamente cierren los ojos y piensen por un momento mientras yo rezo por las almas de todos ustedes. 


Con un pequeño salto, el comandante de bajó de la tarima desde donde dio ese pequeño discurso y les dio un minuto a todos para que se concentraran en lo que iban a afrontar con tanta determinación que era el recuerdo de todo aquello que los esperaba a la vuelta de los combates que estaban a punto de librar. Una gota de lluvia cayó y a esta le precedió otra y otra mas a continuación. La lluvia asemejaba a las gotas y las lágrimas que habían visto brotar de los rostros de los seres queridos. Los soldados evocaron esos rostros llenos de pena y estos se fueron formando mas realistas en su mente. El comandante se encontraba en la misma tesitura mirando el retrato que había en la pared de ese hombre que lo había instruido en las artes de la guerra y lo había abandonado en medio de campo de batalla hacía mucho tiempo, aquel hombre que le dijo que todo estaba ya en su mente y en su corazón, que ahora debía de guiar solo a sus camaradas a las victorias


´´Debes ir siempre con la verdad por delante porque sino tus hombres dudarán de ti y aunque algunas decisiones no les guste al menos sabrán que las tomaste pensando en lo mejor y no les ocultarás nada en lo mas absoluto´´


Un suspiro se abrió paso a través de los labios de ese hombre de andar triste y lento cuando había lluvia y que parecía no importunarle lo mas mínimo. ya había pasado el tiempo suficiente para que todas esas almas interiorizaran lo que les iba a suceder y parecía que los ánimos estaban por los suelos así que decidió usar su arma secreta. La palabra sincera y la fé en todo lo que le movía.


-Sienten eso que cae en sus rostro señores? Son las lágrimas de los ángeles que están mirando a miles de soldados valientes y que se encuentran bajo el asedio de las fuerzas del mal, de lo irracional, de fuerzas que cumplirían nuestros deseos mas oscuros a cambio de una cosa que es nuestra alma y nuestra libertad. ustedes nacieron libres y bajo la misma condición que yo así que se podría decir que sois hermanos míos, y me siento honrado de poder ser el que encabece la marcha contra esa abominables criaturas llenas de odio hacia todo lo que se mueve y no pertenece al misma pleno astral que el nuestro. Nosotros somos una fuerza conjunta que se mueve por dos cosas: El amor a nuestro país que nos ha enviado aquí y a quien le aclararemos unas cuantas cosas cuando volvamos y por la fe en todo lo que creemos. Vosotros debéis luchar ahora, enzarzaros en la mayor batalla de vuestras vidas, una batalla en la que quizás deis la ida pero por al cual os cobrareis a unos cuantos de esos pequeño y grandes bastardos que nos esperan ahí fuera con la misma sed de sangre que vosotros, porque ahora os alimentáis también de sangre de demonio, sangre que pensáis convertir con vuestra fe en una luz tan cegadora que no el mismísimo dios de la oscuridad que manda a ese infame enemigo pueda esconderse en el mas apestoso de sus agujeros. Así pues seguidme a los mas hondo del infierno-


A un grito de guerra se puso a la cabeza de esa fuerza de ataque con todos los hermanos suyos a sus espaldas siguiéndole enfervorecidos en medio de miles de alas que s cernían sobre ellos como una feroz criatura a l e plantarían cara fuere como fuere. Un único pensamiento cruzaba la mente de ese comandante tan aguerrido


´´llevo la verdad y a mis hombres a la victoria padre´´

sábado, 19 de marzo de 2011

Maestro y alumno

Una hoguera brillaba mostrando la sensualidad de sus llamas a la luna, que desde los cielos se empeñaba en seguir siendo indifernte a la belleza del fuego que con su brillo podía definir los rostros del maestro y el alumno. Los árboles parecían apiñados para escuchar una conversación que se llevaba a cabo entre ellos y que con todo el secretismo del mundo en sus manos estaba llena de palabras que muchos no podían adivinar pero ciertamente revelaremos desde el japonés lo que ellos decían.


-Maestro ¿que me queda por aprender? Estoy ansioso por la siguiente lección.-Preguntó el alumno, un joven que la verdad no podía masque soñar en lo típico con lo que soñaban los miles de jóvenes aspirantes a guerreros.- Me siento cada día mas fuerte y deseoso de seguir aprendiendo y no se que mas quede por aprender. Por ello mi curiosidad es insuperable en estos momentos.


El maestro miraba la llama aparentando que se encontraba indiferente a lo que su alumno decía pero en realidad le tenía toda su atención puesta, al igual que a la vida que circulaba por todo el bosque. Sus ojos miraban algo qe iba mas allá de todo entendimiento de su alumno y este le dejó todo el tiempo del mundo a su maestro. Los ojos de ambos miraron las llamas atentamente esperando la revelación que les diera lo que debían tener ambos en su momento. Sin interpretación posible por parte de nadie el maestro respondió al alumno.


-Enamorarte quizás. Cuando te enamoras por lo que se sabe de los poemas de nuestros antepasados, tu percepción y tus fuerzas crecen, ves mucho mas allá de ti mismo y puedes crear en otros sensaciones tanto de sumisión como de ira o de alegría. Es como tener el mundo a tu pies y también ser discípulo del mismo. Tu te pondrías a los piés de otro maestro, el amor, que te irá guiando caprichosamente por un sendero u otro.


-Pero maestro.- interrumpió el alumno, algo normal en los adolescentes impacientes por aprender.- No lo entiendo. muchos otros hombres enamorados acaban en la miseria y en lo mas profundo de sus pesares incluso muertos y quiero ser un poderoso guerrero. Que sepa manejar todas las armas y sea temido allá en lo lejano d otras tierras, ser famoso y lograr llegar a shogún o un gran capitán de los guerreros mas feroces de las tierras que yo pise.


Un suspiro salió de los labios del maestro, lo que hizo mirar al alumno cara al suelo, sintiéndose avergonzado por interrumpirle en su explicación pero mas tarde una sonrisa salio de sus labios y lo miró diciendo a continuación.


-Eres un chico de ideas claras pero nada mas que eso. ¿que harías una vez tuvieras el poder? Tengo al sensación de que intentar mantener la paz o buscar el reconocimiento entre otros capitanes lo cual hará que otros muchos sintieran envidia de ti, y eso con el tiempo créeme que no es nada bueno. El buen guerrero tiene por única ambición mejorarse a si mismo con o sin la ayuda de una mujer, pero te diré que con una mujer tu automejora será superior a la que yo te pueda ayudar a lograr.


El alumno recapacito durante largos días mientras enseñaba y era enseñado por su maestro en las demás técnicas de combate que le pudiera este suministrar a todo su ya amplio conocimiento. las mentes de ambos estaban conectadas por una especie de puente que no conocía de tiempo o espacio. Aprendieron mucho juntos hasta que un día él le preguntó al maestros.


-Maestro ¿como sabré cuando el amor me alcance?-Su pregunta no era habitual de el pero sencillamente se dedicó a esperar. El maestro sencillamente rió ante lo que él le había preguntado


-Cuando conozcas a alguien que desgarre tu corazón cuando te alejes de ella, entonces estarás enamorado.

viernes, 18 de marzo de 2011

Sed

Una de sus manos se deslizaba caliente, húmeda por la lluvia que caía y se confundía con la sangre que manaba de uno de los pechos de ella, que estaba ahí, totalmente quieta mientras miraba a su amado alimentarse de ese néctar que solo oscuros dioses clamaban a sus fieles oradores en los templos de oscuridad donde ese ser que había robado su corazón se movía. Las manos de ella protegía su cabeza de la lluvia mientras él se dedicaba a saciar una sed que le venía desde tiempos inmemoriales. La improvisada maternidad que ella mostraba no se diferenciaba en mucho de los gestos protectores que toda madre que se precie le dedica a su hijo o hija, y ella lo sentía a él con toda su maldad, su bondad, sus cosas buenas y malas, como a un niño al que proteger  de los males de este mundo que nos rodean constantemente. Ella le conocía perfectamente, su confianza en el era plena y sabía que nada saldría mal. Él se abrazó un poco mas fuerte a ella como reclamando esas caricias que lo hacían sentir querido y le despejaban un poco el sentimiento de culpa de lo que hacía cuando la mortífera sed de sangre lo consumía. las vidas de ambos habían ya estado unidas desde ese primer trago que dio cuando la conoció hace ya mucho tiempo en un lugar dejado de la mano de Dios. 


Un pequeño gemido de ella, un gemido de dolor, le dejó a el una tensión que se fue acumulando y aflojo la presa sobre ese delicado y perfecto seno que fue lo primero que encontraron sus colmillos cuando le atacó ese arrebato de sed que ella perfectamente pudo comprender. Y así el se abalanzó sobre ella  y sentados en el suelo, bajo la lluvia, el protegía a ese niño asesino, tierno y dulce cuando estaban a solas y de lo mas combativo cuando había problemas. Los besos entre ellos eran fusiones de frío y calor que podía despertar los mas bajos instintos de ambos. las manos de él, denotando mucha fuerza en apariencia, se movían con delicadeza, casi se diría  adoración por la espalda de ella, que había sido descubierta cuando el vestido de ella había caído un poco mas de la cuenta, dejando al descubierto buena parte de su sensual y delicada figura. Un cuerpo bastante delgado se había abalanzado momentos antes contra el de ella mientras unos susurros de necesidad se proyectaban contra una piel de una palidez inciertamente inquietante y ella cedió con una sonrisa dispuesta a alimentar a ese ser inofensivo y que protegía su alma en todo momento. La lluvia los rodeaba y corría por unos cuerpos que habían sido creados para estar uno al lado del otro pues así también estaban creadas sus almas, que nacieron un mismo día y le dieron al mundo un motivo para seguir girando. 


Las manos de ella se paseaban por el cabello de el, dejando que la ternura inundara y saliera a través de las puntas de los dedos para que él se sintiera mas libre de lo que estaba haciendo y sobretodo menos culpable pues se sentía un monstruo al tener que aprovecharse de ella, al tener que dejar correr los instintos cuando la sed lo inunda hasta lo indecible, sumiéndolo en un pozo de necesidad que lo acorrala contra la caída a la locura mas extrema. Sus labios y los dientes afilados, cerrados en torno a su seno seguían extrayendo una porción de sangre que lo saciaría hasta el punto de quedar alimentado y de no matarla. Ella sabía lo que venía después, las auto-inculpación. Ella le insistía en lo mucho que lo amaba a él, y él seguía sin creerse como ella lo dejaba seguir a su lado después de tantas marcas que había dejado en su cuerpo y en su alma. Todas sus reacciones siempre eran una sonrisa y una caricia en su rostro, lo que literalmente anulaba sus defensas y todas esas capaz y capaz de máscaras que ponía para ocultarse del mundo. En un momento dado el ligero dolor que acusaba la acción de su hombre sobre su pecho cesó y un lengua repasó la herida cerrándola. 


Los ojos de e¡él se quedaron mirando los de ella con suma atención y la sonrisa que había en sus labios se coordinó perfectamente con la luz que apreció en su mirada, que lo hacía estremecer cada vez que la veía porque no creía en lo mas profundo de sus razonamientos totalmente empíricos como era posible que alguien como ella estuviera con alguien como él, un ser lleno de oscuridad. Siempre él le hacía una pregunta 


-¿Por que?


A lo que ella respondía con un beso que no podía si no ser de un amor que traspasaba todas las barreras del entendimiento humano y sobrenatural



miércoles, 16 de marzo de 2011

Los Amantes

Una gota de rocío circulaba entre sus delicados senos mostrando lo suave y deslizante de su piel. Los ojos, alzados al cielo, expresaban una alegría innata que parecía que no se fuera a difuminar nunca. En su mirada también se reflejaba todo ese candor que suele aparecer cuando los cuerpos de los amantes salen reflejados del uno al otro. Con toda la tranquilidad en cada poro de la piel se movió ligeramente para mirar a quien le había puesto esa sonrisa en los labios y que le miraba atentamente con una dulce expresión en la mirada, una expresión que solamente a ella podía dedicar. Una mano fuerte se deslizó con la delicadeza mas cálida que se pueda imprimar a una mano humana y se dedicó a disfrutar de su piel, de esa piel dorada que le llenaba de sensaciones. que horas antes había estado deseando y acariciando con llamaradas de pasión entre ambos. Una piel mas que perfecta para poder tranquilizar la sed de los labios de él, una sed que únicamente, con un poderoso capricho se sentían saciados cuando recorrían ese manto de sueños que recubría al cuerpo mas perfecto que se podía encontrar uno


Las piernas de ambos asimilaban serpientes entrecruzadas que parecía que no se querían mas que seguir y seguir enrollando las unas con las oras y la cercanía se quería hacer mas patente. un delicado suspiro salió de los labios de ella para darle a entender como esa simple caricia la consumía en su deseo de volver a esa delicada situación en la que los fuegos de las almas ardían y sus cuerpos se acariciaban con ternura, dese, desesperación por la obtención de mas cercanía. Los labios se juntaron en un ataque de amor desesperado y poco a poco las lenguas se juntaron como dos mundos diferentes pero muy parecidos al mismo tiempo. Una de las manos de él rodeó la cintura y exploró de nuevo esa piel de la parte baja de su espalda. Cada porción de su piel le parecía mas maravilloso que el anterior. Lentamente danzaron las lenguas mientras con ternura el la acercó a ella para que se sintiera mas protegida, para que a la vez no huyera como si de un sueño se tratara. Una de las manos de ella fue acariciando la zona de su corazón, algo que a él le estremecía de una forma totalmente desconocida en cada roce e inolvidable para su mente y su cuerpo. Sus almas se encontraban entrelazadas también mientras poco a poco una honda de deseo los devoraba y envolvía con la impaciencia de muchas pasiones, pero ellos eran delicados el uno con el otro y lentamente todo fue sucediendo. las melodías del placer recorrían el aire que los rodeaba, saliendo de unas gargantas que eran recorridas poco a poco por unos labios voraces los de él y delicados y lujuriosos pero a la vez tiernos los de ella. 


Un solo movimiento le hizo suspirar a ella y poco a poco el también liberó un suspiro que a ella le sonó a una gloria bendita. los ojos se encontraban los unos con los otros mientras poco a poco el poder de la hombría se juntaba con el de la feminidad. Dos objetos de deseo luchaba lentamente, mirándose a los ojos mutuamente y sonriéndose mientras esa melodías anteriormente mencionadas eran dedicadas del uno al otro en todo momento. Su cuerpos llenos de vitalidad y bellas emociones chocaban con ligereza dando lugar a una bella exhibición de arte, precisión y aleatoriedad en la que los amantes se dejaban llevar por sus instintos. El la poseía, después ella tomaba el mando y lo hacía estremecer con delicados y sensuales movimientos de cadera. Sus labios no cesaban en recorrerlo y hacerle erizar la piel de una forma que no podía tener mas nombre que el del amor y la pasión. Los fuegos de su interior se alimentaban mutuamente, dándose mas motivos para quemar las energías que en ese mismo instante estaban creando. Sus danzas eran la esencia misma de la dedicación mutua y total, una entrega que pocos podían experimentar y que ellos estaban sintiendo ahora mimo mientras poco a poco y con todo el deseo los cimientos que regían ambos cuerpos empezaron a tensarse un poco mas y mas, siendo este el anuncio de un clímax en el que poco a poco irían cayendo hasta una gran apoteosis cn la que terminarían dando una nota final a las estrellas y la luna, que los miraban a ambos en conjunción con marte y venus mirando a sus hijos, a sus creaciones, procrear y sencillamente desearse, consumando sus esencias a un proyecto mucho mas perfecto que ellos. 

sábado, 12 de marzo de 2011

Amigo lobo

Amigo lobo, bello lobo, enigmático lobo. No hay criatura mas fascinante que el lobo, mas representativo de la libertad. Ese pariente lejano o no tan lejano de nuestros amigos los perros pero poco gozoso ante la vista de nosotros los infames humanos. Amigo mio, amigo lobo de los montes mas profundos de este mi bello país que poco a poco de marchita por el paso del tiempo y el incremento teórico de la inteligencia humana. Tu eres adalid de los buenos tiempos en los que hombre y bestia combatían de forma justa por el territorio. Con toda la maravilla de la tierra a tus pies la recorrías libre sin importarte con que encontrarte. Y llegamos los humanos y te arruinamos, te identificamos con el diablo. Te perseguimos y prácticamente te hemos exterminado. Yo quiero ser algo tuyo, tu hermano, tu amigo, tu camarada incluso. Quiero estar a tu lado en medio de los bosques disfrutar la vida en compañía de tus cachorros o del líder de tu manada. Ambiciono únicamente eso, eso que no puedo lograr y que tu logras sin proponerte ni celebrarlo. Ambiciono, envidio, me celo de tu bella libertad. Una de esas libertades únicas que ese cuerpo casi perfecto te da. Con todo el sencillo reclamo de tu aullido otros de tus familia, de las zonas cercanas te escuchan y acuden a ayudarte o a darte la compañía nocturna que se reclame en la estación pertinente. 


Amigo lobo, lobo de los bosques y de las montañas, eres amo de un mundo que no puede comprarse al nuestro en belleza. nuestros artistas han caído en desgracia y tu no haces arte pero vives en el. Veo siempre eso en ti amigo lobo, una sencilla razón de correr por cazar, de correr por correr, de correr por proteger a los que quiere conservar a tu lado. Y en eso nos parecemos de nuevo. Yo correría lo indecible por abrazarme a ella y corrí lo indecible por llegar a los sitios en su tiempo. No somos tan distintos ni tan opuestos, yo soy o al menos me quiero parecer en lo mas posible a ti. 


Veo brillar en tus ojos la luz de esa inteligencia que te ha hecho muy temido. Veo en ti un sentimiento totalmente racional a veces de lo que haces y de cuando lo haces. En tu veo algo que denota una humanidad mucho mas humana que la de los humanos. No violas, no matar por placer, no eres un ser que miente. Tus instintos te mantienen a salvo en todo momento o al menos en la mayoría de las ocasiones. Veo en ti esa inteligencia que nos deja a los humanos en los suelos y que me hace pensar quien merece mas la estadía en este mundo lleno de color y de belleza natural. Creo que tu también sabes la respuesta. Una de las mas bellas criaturas que ha pisado la Tierra, ese planeta azul en el que tu y yo vivimos, en que e tu y yo erigimos nuestros hogar, eres tu, tu y todo lo que te rodea y te hace ser libre. la ausencia de ciudades, de hombres y de gente que te teme y te da caza poniéndote una máscara de demonio que no te has ganado. Tu sencillamente eres la criatura que mas representa a esa libertad en la cual te mueves. Donde tu hogar con los bosques, las montañas y las colinas o praderas. Te mereces un hogar digno y leyes que nosotros ponemos para protegerlo y avalarte como criatura necesaria para el equilibrio de los ecosistemas en los que te mueves. Tu e mereces un bueno hogar.


Eso es un poco de ese todo que te quería decir, espero que sinceramente esa sonrisa que los humanos te dijeron que tuvieras en cierta leyenda canadiense, nunca se pierda. 

pensamiento de escritor 12 ´´ahora entiendo´´

Ya entiendo lo que pasó Pau, Sam, lo que pasó Ivana cuando ale le dejó de hablar, ya entiendo sus lágrimas y su rabia, su tristeza y su depresión. Entiendo cada una de esas lágrimas porque sinceramente antes en lo que me centraba era en sacar al sonrisa, no en investigar las lágrimas y su origen incluso aunque se originaran delante de mis narices. Entiendo ya como es el amor tras 10 meses de relación con la bella karen y se sinceramente me deja un sabor curioso en el paladar. Ella sencillamente me ha enseñado miles de cosas que yo antes no pensé que sentiría. Nunca pensé que llegara sufrir tanto por una persona pero la verdad todo sufrimiento tiene su recompensa y la recompensa es ella misma. Ella me da la luz cada día y por ella hago todo lo que hago, le intento demostrar de la mejor de las maneras que esto ahí a su lado, que nada nos va a lanzar fuera de este mundo y que nada nos arrebatará el amor que sentimos el uno por el otro. No puedo contenerme nunca en decirle lo que siento porque quiero darle a entender lo que me hace sentir ella y la situación que nos rodea. no puedo ocultarle nada a ella, nada de mi pasado de mi presente y de mis deseos de futuro, no le puedo ocultar mis sueños porque ellos está en ellos, mis ilusiones son todas alrededor de ella. Me he enamorado y cada día la estoy amando mas, cada día puedo estar mas y mas resistiendo las inclemencias del tiempo cronológico que va tan lento acercándose a ese día en que nos veamos. Siento que puedo darle miles de cosas que otros no vana poder y lucharé por mejorar cada día a su lado, por hacerla feliz y darle su espacio. Respetarla y quererla hasta que la muerte nos separe a los dos con u segadora de almas. la parca me verá sonreír el día que me lleve pues estaré tomando la mano de mi amada, de esa persona por la que simplemente daría la vida por verla feliz. la besaría ahora mismo, estando como estoy de feo y apestoso, la besaría. por una vez no juzgo el nivel de mis labios en contraposición a la belleza. Antes pensaba que una chica guapa no iba a poder estar conmigo porque yo era feo. pero ella me ha devuelto una belleza que sencillamente no puedo describir. Me hace sentir hasta sexy. Durante toda mi vida las chicas me miraban mal y se reían de mi sin yo hacerles nada, me insultaban. Pero ahora sencillamente lo que me importa es ella. Porque la tengo a veces a mi lado, mirándome con esos ojos que me quitan el aliento y me hacen sentir a veces un simple afortunado que ha encontrado a la mujer de su vida. Esos ojos que sencillamente no puedo dejar de imaginar en los míos y que deseo observar con una sonrisa de oreja a oreja debajo de ellos en todo momento. La siento a mi lado como ya he dicho. Veo sus pasos de ballet, veo su linda sonrisa y los ojazos esos abiertos de par en par mirándome como niña buena que no ha roto un plato en su vida. Siento su voz en mi oído consolarme en las noches donde las lagrimas me sacuden por salir pero no salen porque ella está a mi lado y yo al suyo. Le siento caminar a mi lado, abrigando mi alma con su compañía miles de veces a lo largo de los caminos que recorro, hasta para ir a la cocina a por algo de comer. la veo en miles de sitios, caminando ambos entre las estrellas mirándonos a los ojos, que ella vea mi tristeza convertirse en sonrisa, la muerte de mi vida convertirse en un renacer de fénix que vuela alto por su presencia en el mundo. Como me gustaría darle todo a esa preciosa persona ahora mismo. Esa bella persona que se llama Karen y que anda ahí, en México en una situación de la que saldrá pronto porque ella es la mujer mas fuerte que he conocido después de la mujer que me dio la vida en 1990. Mi karen, mi sencilla y bella razón de vivir.

Te Amo

viernes, 11 de marzo de 2011

Tu recuerdo hace eso en mi mundo

Una calma me invade el alma en medio de esta quietud, mi corazón se frena de sus cabalgadas y se deja levar por la música que poco a poco entra en cada poro de mi piel. Una bella bailarina se encuentra ente mi llenando ese escenario que poco a poco me traslada a todas las partes de este lindo mundo en el que quiero estar. Ella baila con una libertad sincera y una sonrisa permanente. Mi fascinación por ella crece pero no quiero tenerla cerca, aún porque no la quiero importunar en su baile. Sus manos se lanzan al aire como sus piernas que se abren para dar testimonio de ese salto perfecto que me da la sensación de romperse en cualquier momento. Su vestimenta, la de toda bailarina de ballet, me deslumbra por tan simple y bella que es, ya que ella lo hace todo bello. Ella toda es belleza en estado puro. Una de sus miradas da directamente en la mía y se queda unos instantes mirándome antes d reír con las campanas de los cielos mas altos al ver esa cara de tonto enamorado que únicamente ella me pude sacar en las ocasiones mas variopintas. Con delicadeza me acerco un poco mas y ella se da cuenta mas aún de mi presencia, algo que me llena de intriga. Y sigue bailando haciendo salir los arco iris, haciendo salir a la luna y el sol, a miles de animales que se arremolinan en medio de una llanura en la que nos encontramos. Sacando a todo el universo de su letargo y a todos los eres del inframundo de sus tumbas, convocando a ángeles y demonios que quieren disfrutar de ese espectáculo tan elegante como la elegancia misma que ella representa. Los ojos de todos los dioses puestos en ella, ambicionando su figura y deseando seducirla con mil trucos y artimañas. Sus brazos se quedan abiertos un instante en esa posición básica de ballet cuyo nombre desconozco y se queda mirándome a mi justamente, de todas esas criaturas magnificas se me queda mirando a mi. Todo un elenco de bailarinas de diversas razas se une a ella y se posan en la posición antes de empezar a bailar el vals de todos los valses. Con toda la perfección de sus brazos y las piernas que tan alto la han elevado, la bailarina saltó delante de mi y pasando por encima de los 7 cuellos que tiene el dragón de 7 cabezas de la biblia, empezó a deleitar a ese público. Todas las miradas estaban puestas en la bailarina y sus compañeras pero de todos los corazones y energías palpitantes de deseo el único corazón que brillaba y latía tranquilo era el de ese joven que se encontraba en medio de toda esa multitud de entes, ese joven que era yo, mirándola enamorado hasta las trancas de esa criatura que podía tener a todo un universo pendiente de ella. Un universo que satisfaría cualquier capricho que ella se le pudiera antojar. los ritmos iban y venían de una lado para otro y los ojos de el apenas parpadeaban. Con todo el amor del mundo el dio un paso hacia delante y ella se quedó quiera en ese mismo instante junto a el. 

Mágicamente, su tutu y toda la peripuesta gala que lucia se fue convirtiendo en un traje de noche, que la hacia parecer una mezcla perfecta de tentación y de bendición en un solo cuerpo encontrados. Con toda la ternura del mundo ella acercó su mano a la de el y la tomó entrelazándola mientras la otra se dirigió a su rostro y lo acarició con ternura, acompañado de esas dos bellas estrellas que eran sus ojos. Con toda la profundidad de unos bosques, de un laberinto, de un océano de chocolate en la mirada, él se quedó mirándola embobado lo que causó esa risa llena de música para el hombre que había tomado la mano de la inocente bailarina. Ella sin remediarlo y sin querer hacer fue abrazado por la mas bella de las criaturas. Con ternura el correspondió al abrazo, abrazo que luego fe cobrando fuerza mientras ese sentimiento de no despegarse nunca mas lo invadía. Y poco a poco se fue haciendo mas la calma y los universos que ya se habían concentrado ahí se fueron a dormir o a hacer sus guerras inter-galácticas.Una música nueva empezó a sonar y los dos novios se miraron a los ojos mientras danzaban lentamente, muy juntos, al son de sus corazones. 

Se fueron elevando hasta lo mas alto del cielo y salieron de cualquier espacio conocido en ese pequeño universo. Se quedaron ahí, girando en medio de las estrellas, ella apoyando la mejilla en su hombro y el apoyándose en ella mientras sus corazones latían al mismo ritmo y sus respiraciones denotaban que no necesitaban nada mas en esos momentos. Los labios de ella, unas alas de fuego en apoyadas una sobre otra, se cernieron sobre los de él en algún momento y se besaron con todo el amor que puedan conceder el pensamiento humano. Con toda la profundidad de los océanos nos zambullimos en esa calma en donde nada cambiaría hasta que no lo quisiéramos. 

jueves, 10 de marzo de 2011

La estrella

Un amanecer marrón se abría al cielo desde la tierra. En medio de la soledad, el dueño de esos ojos miraban el cielo en busca de la respuesta invisible y críptica a sus preguntas mas profundas con cuestiones que eran sencillamente imposibles de contestar. Con un poco de esfuerzo trató de sonreír ante los bellos recuerdos que le asaltaban la mente en todo momento. Su cerebro parecía empeñado en subirle el ánimo llevándole a los oídos desde el interior retazos de la voz de ella para que se animara aunque fuera solo un poco. la sonrisa poco a poco fue saliendo y el hombre se quedó ahí mirando las estrellas, que mostraban toda su luz en medio de esa negrura infinita que había inspirado poemas y mas composiciones artísticas a lo largo de la historia de la humanidad.


La luna salía poco a poco de entre las pocas nubes que entorpecían la visión del firmamento y con el tiempo las luces de las estrellas descendieron hasta acariciar el rostro y el cuerpo del caballero que se encontraba ahí, algo que lo hizo sonreír aun mas para que negarlo. Esas caricias le dieron recuerdos de caricias pasadas en los que dos manos le hacían estremecer con solo pensar en ellas. Una de esas manos muchas veces se desmandaba de la otra para poder abarcar mas terreno. Repasando a veces alguna que otra cicatriz que pasaba muy por lo general por su pecho, pues muchas de las espadas siempre se dirigía a su corazón, esas manos le daban el confort que necesitaba el cuerpo y la piel, uno para relajarse y la otra para alzarse a la procura de mas roces. Con tiento a esas manos les seguían dos labios que aveces se posaban en su cuello y se deleitaban con la cadente aceleración de su ritmo cardíaco. Esto le hizo sonreír un poco mas. Estando apoyado en un árbol, el hombre se dejó resbalar con una ligera sonrisa ante el recuerdo de su voz diciéndole las mas lindas cosas que se pudiera uno imaginar con una voz que asemejaba a las campanas del cielo repicando por la llegada de otro ángel mas al cielo o el nacimiento de uno. 


Su cuerpo estaba totalmente relajado y un manto de oscuridad se cernió sobre el pero sin tener en su mente amenaza alguna. Era que ella, la noche había llegado, y con ella su estrella mas brillante que solo mostraba a los puros de corazón. Con la delicadeza de las bailarinas, ella se posó el pecho de el y besó con rojos labios su corazón lleno de fuego y de pasión pero también de cálida dulzura. Él se quedó quieto y miró a esa estrella fijamente con el valor de los fuertes en la mirada, dejando a un lado todo deseo de guerra, de venganza o de lo que fuere que lo pudiera invadir. Teniéndola ahí, a esa bella estrella entre sus brazos, nada malo le podía suceder. Con ternura posó sus labios en los de ella y la besó con ternura. Simplemente se dedicó a amarla como no había amado a ningún ser tanto como a esa estrella que quizás un día se iría para nunca volver 

miércoles, 9 de marzo de 2011

Hecho en tu pensamiento

Cada día que vengo y voy de un mundo a otro siento las ganas de poderme teletransportar en medio e las tristezas de la gente que me asalta con sus problemas para poderte abrazar con toda la ternura del mundo. Tus manos recorren mi cabello en sueños, haciéndose sentir mimado y querido. Tus labios consienten a mi mente haciéndome sentir de maravilla cuando tus lindas palabras llegan a mi alma y me haces volar con esa linda risa llena de de diamantinas notas que son la música perfecta para mis tímpanos. noto esas caricias lentas, suaves, maternales unas veces, ardientes otras, que me acompañan en los sueños donde tu apareces para sonreírme y decirme que todo está bien que no debo preocuparme de nada. Noto tu cuerpo danzando lentos, sensual, serpentino contra el mio en medio de lentas y candentes provocaciones que me llevan entre melodías mas antiguas que la palabra humana a un infierno y un cielo de emociones que me llenan de un júbilo incontrolable. Tu me haces sentir adorado como a un dios, idolatrado en toda mi extensión. hasta esos rincones de mi alma que solo tu has visto. Puedo sentir tus labios en mi cuello, susurrándome en lentas y cálidas palabras que tu vas a estar siempre a mi lado. Mi cuerpo reacciona siempre ante tus sonrisas y ante tus miradas, se estremece de solo imaginarme rodeado de tu esencia con un lindo movimiento de tus caderas encima de mi. Tu aliento mezclándose en el mio con toda la sensualidad de tus movimientos. Siento tus ojos inocentes en los míos mientras una perversión cruza tu mente y las aventuras comienzan de nuevo entre la pareja que somos y los amantes que también somos en todo momento. Tu cuerpo expuesto a mis labios, dispuesto a dejarse devorar por unos dientes sedientos del sabor de tu bella piel, de tu piel blanca y pálida a veces que me hace delirar y que los estremecimientos te recorran. Me quiero erigir en señor de ese cuerpo tuyo que lentamente iré conquistando para ti y para mi. Quiero mirar a lo lejos en tus ojos y a lo cerca en cara poro de tu piel el deseo que sientes por mi, pues es el mismo que siento por ti. A veces cabalgas en mi mente en medio de parajes de ensueño donde cada beso es único y especial y donde lentamente las ropas desaparecen para dar paso a las pinceladas de las caricias que me recorren y te recorren en medio de la noche y el día. Una cadena de besos que llevan a los lugares mas secreto y que las miradas no se separen nunca, eso es lo que deseo,. Porque fueron tus ojos los que me enamoraron. Esos ojos que no me quito de la cabeza en ningún momento y me hacen sentir especial y querido. ojos que han llorado y reído y a los que les quiero hacer brillar en medio de perfectas carcajadas llenas de alborozo infinito. Una sola de tu caricias es la primera caricia que quizás me lleve a paraísos inciertos en los que tomados de la mano podemos caminar y caminar durante tanto largo tiempo que nuestros pies no se cansarían.  ni siquiera caminaríamos. Volaríamos juntos, pero siempre que nuestras manos e entrelazaran y nuestros ojos se miraran el uno al otro. El día que tenga tus ojos delante voy a sentir que ese día moriré y revivir en la forma de alguien mas fuerte que luchará por darlo todo en la empresa de la felicidad de su amada... porque yo te tengo en mi mente, bailas en mi mente y te mareo de tantas vueltas que das en mi cabeza. Aquí te dejo esta muestra de mi amor por ti Karen...

martes, 8 de marzo de 2011

El encuentro de la cueva

La conversación se llevaba a cabo de forma animada mientras las risas salían del anfitrión ante los chistes de sus invitados. Era ya habítual que esas fiestas se llevaran a cabo en aquel ambiente cargado de historia y de una de tantas ocasiones en las cuales los inversores se estaban soltando en sus ideas para lograr nuevos fondos de inversión. Esto al anfitrión le encantaba y le hacía sentirse mas que a gusto cuando los números altos de grandes sumas de dinero llegaban a sus oídos. Con el panorama que se presentaba parecía que pronto su circulo de adineradas amistades se iba a aumentar un poco mas el capital y a el de seguro le tocaría un bien pellizco. 


Pasada la noche todos se esfumaron. los banqueros con sus puros, los comerciantes con sus ropas caras de china y de países exóticos, la mansión en la que el anfitrión recibía a sus invitados y les invitaba a caros vinos y deliciosos manjares que podía llenar de agua la boca de cualquiera que se preciara en algo por el gusto a la comida Era todo simplemente producto de la imaginación de un ser  oscuro que que lo estaba pasando mas que bien en medio de toda esa vorágine de locuras que se sucedían mezclándose con recuerdos del pasado y fantasías en las que no había límite para la imaginación. Sus ojos cargados de una rabia infinita simplemente se clavaron en ese fuego que ardía y mantenía encendido todo el rato para no perder un poco de la iluminación que se extendía por la cavernosa estancia. No la necesitaba pero era buena para atraer a las víctimas. Un gruñido salió de lo mas hondo de su garganta y se quedó quieto pensando en cuando sería su oportunidad de algo mas de libertad ya que lo tenían ahí encerrado por un estúpido trato que no sabía como había aceptado.  Una de sus ideas era simplemente escapar pero esos malditos lo podrían atrapar. Su esencia se sentía disolver con el paso del tiempo. Sus ojos se dedicaban a pasear por la estancia perforándolo todo con la mirada t dejaba pasar el tiempo sumido en pensamientos que lo llevaban a tiempos mejores, de gloria para el y sus camaradas armados hasta los dientes, traspasando colinas y mares en busca de alguna guerra por la cual vender sus servicios y arrasar con todo lo que encontraran. 


Cuando se encontraba a punto de romper ese trato parecía que al fin se habían acorado de el. Unos individuos que parecían no mas de 4 se habían encargado de traerle lo que se suponía era una de tantas partes de ese trato que nunca iba a cumplir del todo pues era un trato eterno en el cual si el incumplía lo mataban y siempre parecían tener una excusa para mantenerlo a su lado. Que tan fácil sería matarlos a todos en ese mismo momento. Pero el era paciente. Tenía paciencia, siempre la tubo para lograr lo que se proponía y espero que que vieran el sobre que había en la entrada. Se quedó escuchando y el sonido de una hoja arrugándose por una mano furiosa y el susurro de ´´adoptado será tu padre´´ le llegó a los oídos lo cual le hizo reír oscuramente, lo cual resonó en toda la estancia oscura y se quedó quieto y callado esperando a que lo que le habían traído despertara. 


Noto su esencia llegar a ese olfato suyo que tantos cuellos había aspirado y que tantas veces había disfrutado de desgarrar en medio de un éxtasis de placer y sangre. Se acercó y rodeándola por detrás con sus brazos poso los labios en el cuello de esa linda esencia que ahora se hizo mas corpórea al notar el latír de un corazón protegido por unas costillas que a su vez se encontraban recubiertas por una piel suave, tersa, cálida. Y ella se quedó quieta como por instinto pensando que tal vez ese ser lleno de maldad y oscuridad la ignorara y la dejara ir en caso de que se quedara eso, muy muy quieta. Con suavidad, sin que ningún sonido lo delatara, fue aspirando su aroma a la par que recorría con unos labios de sonrisa cruel esa delicada piel que ahora estaba erizada. La sensación de rendirse empezó a deslizarse por sus instintos y de inmediato como por resorte se alejó de ella dejándola cerca de la hoguera que extendía su calor por toda la cueva o al menos eso parecía intentar las llamas con su sensual baile. Ella empezó a llorar en silencio aterrada por esa presencia que se dedicaba  observarla y él deseaba consolarla en parte y matarla por otro lado. Es para lo que había sido diseñado. Él era el asesino pero muchas veces se había planteado que diablos hacía ahí, con la de putitas que podía matar en miles de ciudades. Se plantó delante de ella mirándola a través de las llamas y sabedor de que se había llevado el susto de su vida. Unos ojos azules le miraron con un toque de locura y una chispa de odio en ellos y habían preguntado. 


-¿Que la trae por mis cueva, bella señorita?- y así comenzó una conversación que desencadenaría en un curiosos final según para quien lo mire. 

lunes, 7 de marzo de 2011

10 meses

10 meses mi Karen. 10 meses. No es poco aunque para mi no es nada si lo comparamos a la ida que quiero tener contigo en esta tierra mía. Quiero vete sonreír cada día y poder olvidarme a todos los imbéciles que rondan por el ciberespacio. Contigo he vivido las mas lindas experiencias que se puedan dan a través del monitor y por tanto se lo que es parte ya de esa felicidad que nos espera cuando tu llegues aquí a España. También he sabido ser humilde contigo, que mi ego no se crezca tanto por el echo de tener a una chica linda a mi lado. He aprendido a desconfiar de lo que me rodea, a fiarme de mis instintos unas veces y otras no. me has ayudado a hacer grandes cosas, me has motivado para grandes proyectos que aunque no están saliendo muy bien se que no los habría empezado sin ti. Estamos en esa época en la cual las parejas quizás no tienen una buena situación por ambas partes, esos caso a veces se dan y solamente son las parejas mas fuertes las que sobreviven. Hemos pasado grandes cosas, buena y mejores, malas y peores. Tu has sufrido pérdidas de seres queridos y las has pasado putas y yo pues me he visto recluido en mi mismo con una depresión de hipopótamo. Pero siempre había una chispa, una luz, una estrella a la que ahora le tienen que dar energía para seguir brillando como nunca. Una chispa que me enamoró con esos lindos ojos y ese camisón azul claro que vi en cierta foto hace ya mucho tiempo. Y te fui conociendo con toda tu formalidad y demás. A veces con tus monosílabos me pegabas un corte de mucho cuidado pero siempre te tenia paciencia para ti, porque te quería conocer y te quería seguir y seguir conociendo. Tu esencia le dio vida a mi alas. Tu sonrisa y tu comportamiento infantil le dio ternura  mi corazón, ese corazón que e vio destruido en si mismo ya que nadie parecía quererlo como debía ser. Tu eres la razón de mi existencia quizás de las existencias que sigan a esta. A lo mejor nos enamoramos mas y mas en la siguiente vida que llegue. Puedo decirte que me levanto con tu nombre y me acuesto con tu nombre en los labios, en mis pensamientos. Te tengo presente las 24 horas del día, incluso cuando la calle se ve llena de minifaldas y escotes pienso en ti. Porque se que tu eres la única capaz de encenderme y hacerme caer al infierno como la humana perversa que eres de cara a este ángel tuyo que te piensa cubrir siempre con sus alas de amor hacia ti. Porque eso era y quiero ser siempre. Tu ángel guardián, el que te de todo con solo existir, que no necesites de nadie mas para que tu sonrisa no muera en tu rostro y que seas feliz por siempre. Yo recuerdo cuando estabas toda rojita y ese escrito tuyo donde decías que esperabas con ansias ver una letras en la pantalla de tu ordenador indicando que me había conectado. A mi me pasa lo mismo, ya sea por miedo a perderte o por alegría de tenerte, aveces incluso por ambas. 

10 lindos meses y muchos mas que se que haremos de aquí a un tiempo. Nos esperan muchísimas cosas que poder enseñarte y muchas cosas que hacer, viajes que realizar. Muchas aventuras que vivir y mucha tranquilidad que experimentar. Grandes emociones nos esperan aquí y en todos los lugares de nuestro mundo, ese mundo nuestro que nos ha dado grandes cosas por la cuales permanecer vivos, sintiéndose el uno al otro en las noches frías o en las tardes soleadas. Quiero gritarle al mundo que el sol es al representación casi perfecta del brillo de tus ojos. Quiero clamar al cielo que no hay un ser mas bello que tú. Tu eres importante, muy importante para mi, mi Karen, mi bailarina. Tanta cosas que nos quedan por vivir. Muchas muchísimas cosas. Quiero ya probar esos tamales que nunca probé pero se que probaré, quiero que me hagas miles de comidas ricas y quiero hacerte miles de favores de índole no recomendada para menores. Quiero mostrarte de mil maneras lo mucho que te amo, lo mucho que te necesito. Te quiero con tus defectos y tus virtudes y no hay nadie mas en el mundo con tus características tan perfectas para las mías, creando una complementación que nos hace una pareja única para este mundo lleno de tanta oscuridad. La confianza que tengo en ti es plena, no pienso dudar de ti nunca y te voy a hacer feliz.

Termino diciéndote lo que en 8 o 9 meses no te dije y que ya empieza a ser habitual y mas valientemente dicho en mi. 

Te amo 

sábado, 5 de marzo de 2011

La travesía

Una tormenta. Una como nunca se había visto en esas tierras llenas de fantasía y monstruos marinos, azotaba los mares en los cuales un solo barco se debatía por seguir a flote entre todas esas olas colosales que se empeñaban en seguir y seguir estampando toda su ora en la delicada quilla y la eslora indistintamente. El Marinero que lo tripulaba solo estaba mas que aterrado por no poder llegar vivo a casa y entregar su cargamento. le entregaron ordenes exactas de llevarlo a ese punto y así tendría que ser en la fecha indicada. Con mucho esfuerzo mantenía como podía el timón bien firme. Alcanzaba como podía el agua que le quedaba y le insuflaba un poco de esperanza de salvación pero ya se le estaba agotando también. Rugía alguna maldición cada vez que se empeñaban las olas con esfuerzo renovado en hundirlo pero pero nada lo tenía que detener. En su poco tiempo como marino no había fallado ni un solo encargo. Él iba a resistir esa y otras tormentas que se le vinieran encima.  Con toda su perseverancia la parte de al vela estaba a punto de caerse a trozos y la vela en sí estaba a punto de desgarrarse como nada. y si esta caía entonces el barco se hundiría y el con él porque era marino y capitán al mismo tiempo. 


Su mirada se mantenía en el horizonte hasta que esa visión se veía interrumpida por una ola que le chocara de frente. las paredes de agua que lo rodeaban subían y bajaban continuamente y eso lo estaba haciendo desfallecer en su percepción y orientación pero se mantenía firme fijando la mirada en la brújula y un pequeño retrato de ella que lo mantenía firme a llevar la entrega de esa carga. Miró después el cargamento que se bamboleaba de un lado a otro y parecía que pudiera salir despedido por una de las ventanas del pequeño puente de mando que conformaba el navío. Y los truenos no le dejaban prácticamente oírse los pensamientos. El vociferaba maldiciones y mas maldiciones contra esos elementos crueles que le estaban dificultando la tarea que mas adoraba, llevar la felicidad a los puertos y las islas que conformaban los lugares mas bellos de ese mar en el cual se había criado desde pequeño. Con un poco mas de esfuerzo se desvió hacia el suroeste ligeramente y continuó manteniendo las maldiciones y el rombo, que amenazaba con desviarse por los constantes hostigamientos de la tormenta. 


Y llegó el momento en el que una ola como no se habían visto lo tiró al agua y partía el barco. Lo último a lo que le dio tiempo es a agarrar el retrato de su amada y el cargamento que perfectamente cabía en sus manos. Se hundió unos instantes y perdíó el conocimiento. pensó u había fallado pero las casualidades de este tipo de hazañas a veces son cosas de milagro ¿no creen? 


Cuando abrió los ojos, la persona destinada a la entrega de ese cargamento y la miró unos segundos para cerciorarse de que no era la persona equivocada. Con un sumo esfuerzo que parecía costarle (y le costaba) horrores tendió su mano con el cargamento. Un lindo girasol en la mano y una sonrisa en los labios, todo el cuerpo lleno de algas que estaban pegadas a él como la ropa. Ella sonrió y lo abrazó como si nunca lo fuera a volver a ver. Lo único que pudo decir antes de ser devorado por dos labios perfectos fue: 


-Hola mi amor, he vuelto 

viernes, 4 de marzo de 2011

La reunión

Un hombre se sentaba solo en la orilla de un lago en el cual descansaba la masa de agua. Parecía no poseer hálito de vida ya que era total su calma. Ese hombre contemplaba la nada mirando de vez en cuando al agua esperando algún tipo de señal que lo ilumine en lo que se dispone a hacer. Con un suspiro se da por vencido y saca ahí esa pluma maravillosa que tantos papeles ha recorrido redactando todo lo que su mente imaginaba y las emociones le dictaban a través del corazón. Miró esa pluma desgastada que provenía de las alas de un ser mas que mítico, imaginado y adorado por muchas civilizaciones que le daban un nombre diferente a los seres del bien. Recordó como esa pluma llegó a sus manos y simplemente seguía dándole vueltas a todos los acontecimientos previos y posteriores. Se sumergió en un lago de pensamientos mas profundo que el que se extendía a sus pies. Con un poco de esfuerzo trató de no hundirse en un depresión de esas que tanto lo acuciaron desde que era joven y lo fue logrando hasta que se hizo con el establecimiento de uno de esos estados de conciencia en los que está es una especie de suspensión espacio-temporal. 

Sin saber muy bien cuanto tiempo pasó oyó el batir de dos alas que de refilón rozaron su mejilla pero ni se inmutó porque supuso quien podía ser a esas horas de la noche y que tuviera unas alas tan grandes un pájaro no podía ser. Con algo de indolencia giró el rostro para encontrarse con un rostro como el suyo pero corregido y mejorado. Los ojos no eran oscuros, sino claros e irradiaban un amor a todo lo que anduviera por la tierra que ningún monje de templo alguno podía igualar. las enormes alas blancas se extendían como en gesto protector hacia el escritor que se hallaba como taciturno observador con respecto a ese ángel que se había posado a su lado. Lo miró esperando que este hiciera algo pero el ángel solamente lo observó sabedor de que el escritor iba a decir algo. pero antes de que este pudiera abrir la boca un hocico salió de uno de los laterales de las alas del ángel. 

El escritor sonrió. Su otra creación aparecía con ese pelaje totalmente oscuro y los ojos rojos, reflejando la ira y la lujuria, la sed de venganza y la necesidad de sangre, pero también el honor y la honradez. El gran lobo, que sobre sus cuatro patas era casi tan alto como un hombre, se dedicó a mirarlo dejando ver a su creador lo que había hecho con ese ser tan magníficamente hecho. El pelaje del lobo era suave, de una gran cuidado y rigor en su cepillado. El hombre aspiró un poco su aroma y no se sorprendió de encontrar varias esencias en ese pelaje. El lobo y las mujeres, las mujeres y el lobo. Nunca cambiaría. Con una pequeña sonrisa miró al lupino ser y este le devolvió la sonrisa. No eran necesarias las palabras con ninguna de sus dos creaciones, tan solo eran miradas, el resto lo hacía el hecho de que ese hombre que escribía con pluma de su propia creación, estaba siendo consolado por dos de las pocas cosas buenas que hizo en su vida. Una mano viajó a la frente del lobo e inmediatamente un estruendo se escuchó. Al otro lado del lago, un trono se erigía. 

Un hombre se hallaba sentado en él y su sonrisa era una constancia infinitesimalmente mínima de la maldad que podía llegar a causar en el mundo. En las rodillas de él se halla alguna de sus miles de presas y piezas de caza que se halla desnuda exhausta tras lo que seguramente fuera una intensa noche (o varias) de sexo y prácticas que solo un hombre con muy poco amor a la humanidad y anatomía humana podrían llevar a cabo. Levantó s copa de sangre el rey del Averno y miró a su creador con una sonrisa cruel, recordándole uno a uno cuantos errores había cometido y dolor había causado. Con cierto hastío el escritor miró al ángel esta vez y este le devolvió una mirada cargada de sinceridad pero había algo mas que debería estar en el lobo y enseguida entendió. 

-Hay que acabar con el mal señores. Ser humanos pero acabar con el mal -dijo en bajito aunque sabía que el rey del Averno lo estaba escuchando perfectamente. 

Su víctima cayó practicamente muerta de cansancio al suelo y se retorció un poco por la incomodidad y ardor del suelo hasta que una criatura, un lobo rojo de aspecto bastante descuidado se abalanzó sobre la chica y la mató casi al instante pero no sin antes ensañarse y dedicarse a morderle con sus envenenados colmillos. la criatura se quedo entonces al lado del rey del Averno y miró al escritor. otra creación suya, que tuvo poca vida pero creación al fin y al cabo. Era, como ya se dijo, algo similar a un lobo pero de aspecto mas cruel aún y hecho de una forma retorcida. Su creador sabía que en cada colmillo y cada diente afilado como cuchilla se destilaba un veneno diferente lo cual lo hacía aun mas mortal. le daba el poder de envenenar a placer y eso le hacía regodearse de todo el sufrimiento que podía causar. La criatura rugió a mas no poder y les mostró todo el poder de sus fauces disolviendo parte de la periferia que rodeaba el trono y volviendo negra el agua del lago.

Y aquí el escritor miró al lobo y entonces ya vio esa señal de que no hay camino atrás, pues el lobo tenía dos alas negras totalmente desplegadas que irradiaban una esencia similar a la que irradiaban los enemigos de enfrente y les esperaban sedientos de la sangre buena que les llevaba las venas. Tomo un papel de uno de los bolsillos de su abrigo y redacto algo referente a unas alas de hielo y sencillamente las alas de hielo se materializaron en su espalda y tocaron el agua envenenada del lago, que se congeló al instante. Los aullidos se empezaron a propagar por todo el lugar y miles de coros empezaron a sonar junto a melodías que invitaban al pecado en todas sus formas mas obscenas. Con todo este panorama el escritor se ciño a pensar, transmitir y ejecutar. 

Y ahí los tres se lanzaron a la batalla, entre cantos del cielo, notas celestiales y aullidos, en busca de esa victoria que los haría simplemente mejoresy los prepararía para la siguiente guerra que estallase. 

El caballero errante

Con un aliento de esperanza seguía el caballero su camino solitario pero sin perder la sonrisa. Iba con dos armas en su vida. La espada y la pluma, con la que escribía todo aquello que se le venia a la cabeza. La espada no era mas que un simple adorno que nunca empleaba pues la paz inundaba sus senderos y la batalla parecía huirle hasta en las zonas mas peligrosas. Sus pasos por los caminos le llenaban usualmente los pies de ese polvo marrón que tan difícil de quitar es en las bañeras de las tabernas que siempre se encuentra en un camino de gran actividad comercial. A el le encantaban esos ambientes en los cuales los feligreses habituales del pueblo mas cercano consumían cerveza y demás alcoholes con el ánimo de refrescarse tras una dura jornada de trabajo en sus diferentes oficios. Siempre le encantaba charlar con los habituales y con los que pasaba por ahí. Grandes amistades había hecho el caballero en ese tipo de establecimientos donde la diversión y las peleas se repartían por igual así como muy distinta era la diversidad de gente que los frecuentaba. Siempre lograba ganarse la vida con alguna sonrisa a la camarera o a la tabernera a según se viera. Siempre alguna invitación de alguien con quien se pudiera compartir las alegrías y las penas. Es mucha la fortuna que el tenia por esa suerte suya que le ahorraba muchos gastos. Con algo de picardía y astucia se lograba ganar alguna apuesta que otra que el garantizaba un par de kilos mas de provisiones o un caballo que lo acompañara con todos sus pertrechos. 

Esté hombre regresaba a casa después de haber enloquecido en una cueva solitaria en medio de un monte oscuro que no tenia interés alguno para comerciantes y demás gente. En esa zona solo se habían librado las cruentas batallas que ahora parecía repeler el protagonista de esta historia. Iba en busca de esa fortuna que dejó años atrás, siguiendo un ideal de gloria eterna y que era mas importante que lo que se encontraba entre las paredes de su castillo. Sus pasos lo llevaron por senderos llenos de oscuridad hasta que un día cayó en la cuenta de que la vida no es todo miseria que hay mas o menos cosas buenas de las que poder aprovecharse sin hacer para nada el mal y de las cuales sacar algún que otro fruto. Con el tiempo se fue haciendo amigo de mucha gente que se encontraba en medio del camino y siempre le prestaban la hoguera que hubieran encendido y le contaban todas las novedades de las zonas de alrededor, discutiendo la ruta mas segura a seguir. había ayudado a esa misma gente a cargar con sus cosas y a muchas mas cosas que no vienen a cuento. 

Conoció a muchos comerciantes gordos de grandes riquezas y alhajas que en medio de su avaricia siempre tenían un remedo de poder para ceder al buen caballero que los escoltara hasta el siguiente pueblo y ahí se ofrecía el. Con cada paso que daban siempre las monturas le seguían las palabras que intercambiaba con otra escolta que fuera o tocara en esos días. Se encontró a grandes sabios que tenían en su mente miles de ideas revolucionarias y los colmarían de riquezas y a otros, guarecidos en sus monasterios que solamente estudiaban por estudiar, por el amor a querer saber miles de cosas a las que el mundo aun tardaría en comprender pero que algún día llegaría a dilucidar. Sabios a los que les bombardeaba a preguntas pues con esos conocimiento siempre algo lograba obtener. El tesoro del conocimiento no ocupaba lugar, le habían dicho en alguna ocasión. 

 Llegó el día en que alcanzó ese castillo en el cual se encontraba toda la fortuna que había recolectado con ese tipo de aventuras. Se quitó la armadura, guardó la espada y mantuvo la pluma a su lado. Se acercó a su tesoro , que le miraba con ojos grandes, abrió un pergamino y a la luz de la luna en plena noche, ese caballero le contó las aventuras a sus hijos, sintiéndose el hombre mas feliz del mundo. 

La noche

Ahí se encontraba el pobre diablo, acostado, siendo objetivo de la mirada preocupada de su madre, que estaba temerosa de que se cometiera alguna locura. El silencio pesaba y ccada vez era mas denso hasta que ella se atrevió a preguntar:


- Pero ¿pasó algo?- en su tono una preocupación digna de eso, de una madre que no sabe que hacer ante el silencio de su hijo o las pocas palabras que este le proveía. 


-No.- dijo tan solo, de forma cortante y se recogió mas en su cama pensando y pensando. la madre marchó y lo dejó solo cuando el expresó el cansancio que sentía siempre diciéndole que la podría encontrar en la sala i necesitaba algo. El con un vago asentimiento la despidió. 


Su mente se debatía en miles de cosas mientras dos ojos penetraban la pared en medio de la oscuridad. la soledad lo acompañaba ahora como esa vieja amiga de aventuras que no podía por menos que darle ese abrazo directo al corazón, lo cual lo hacía encogerse mas ante sus temores de que las alas negras de la muerte llegaran a su vida. pensaba en miles de cosas pero sobretodo en ella, no se negará. El está enamorado de una mujer que las está pasando mas que él, con unos problemas gravísimos. Él es su novio, por el momento. pasará quien sabe si algún día a rebajar o aumentar la categoría a amigo o esposo según se vea respectivamente. No cesa de pensar en ella, de decir su nombre de vez en cuando como esperando la respuesta de ella. 


El mal  humor se apodera de el porque se siente débil, cobarde, impedido mentalmente para hacer algo tan simple como hacerla sonreír. Ella ya no sonríe tan fácil como antes porque el también tiene problemas. Ella es lo único bueno que tiene ahora mismo a excepción de su madre, pero esta no va a estar siempre para tranquilizarlo ante sus dilemas morales y éticos. Así que el sigue pensando. Piensa en todo eso que se han dicho en los buenos y malos momentos. Suspira. No quiere eso ahora... se está hundiendo por una cosa que no tiene importancia. Otras personas le hacen sonreír y puede estar mas que seguro que ella no va a estar con el por lástima. Cuando todo termine terminará, y ella se lo dirá sin anestesia y con sinceridad, como debe de ser en toda pareja. 


Él no puede dormir, se mantiene en vela pensando que andará haciendo y siente que le atacan los celos y las ganas de abalanzarse sobre la pantalla de ordenador para decirle que la ama con todo su ser, algo que ya le ha dicho muchas veces. y llega la desesperación por la búsqueda de algo nuevo que decirle, y siente que ese algo no llega. una canción le bombardea la mente constantemente, Una canción que habla de parejas que se rompen. Y otra mas , una de un hombre que llora solo, en un rincón. Se desespera mas y mas a cada paso que da su mente por ese sendero de oscuridad. 


Se cierra mas la noche y la soledad en torno a el y un lágrima se derrama por su mejilla mientra el corrazón en una respuesta automática de derrite ante el recuerdo de esa primera vez que vio sus ojos, grandes, esos ojos que estuvo mirando sin poder evitar sonreír, esos ojos que sabia que lo atraparon desde el primer momento. unos ojos iluminados y que le pedían a gritos ´´mimos por favor´´ . Y a esto le siguió esa linda voz que le mantuvo estático por primera vez y le hizo sonreír y reír mas que nunca en esa primera conversación. Un estremecimiento lo recorre porque siente los labios de ella en su mejilla y el susurro en su oído´´tranquilo, todo va bien´´ con esa voz tan perfecta, tan dulce, que enamoraría al mismo lucifer. Se levanta y se pone en pose de indio pensando y mirando la vacía, negra. suave y opresiva oscuridad envolverlo en medio de esa noche fría. Extiende la mano para acariciar su rostro invisible, que se halla a miles de kilómetros de distancia. Un rostro que quizás nunca acaricie o tal vez sí, eso lo debe decidor no él, sino otra cosa. 


Un suspiro sale de sus labios. Suspiro al que acompaña ese nombre sagrado y tantas miles de veces repetido y escrito. Escrito no en las miles de cartas cartas que hay en la parte de detrás de todos los cuadernos del instituto pero si al margen de los mismos. Lo susurra a medida que cae hacia un lado y apoyando la cabeza en la almohada se queda dormido con esa ultima palabra entre los labios. Está cansado de tanto pensar, de tanto celarse, de tanto seguir pensando y de tantos conflictos que libra su mente, su cuerpo, su corazón y su alma. Con mucho silencio alrededor y siendo devorado por la oscuridad, ese nombre sale de sus labios. 


-Karen...